El secretario de Movilidad Urbana y Espacios Públicos, Tomás Marisco, recordó que desde hoy y hasta el domingo, no habrá transporte público para usuarios en general, y sólo se prestará servicio exclusivo de emergencia para el personal de salud y seguridad.

“Decidimos que el ascenso y descenso de pasajeros será por la puerta trasera de colectivos para protección de chofer”, indicó en la conferencia de prensa.

Además, a raíz de la reunión desarrollada ayer con representantes de la Corporación de Comercio y del Sindicato de Empleados de Comercio, comunicó que “se dispone que los empleados de comercios habilitados con horario extendido pueden estar en sus puestos de trabajo hasta las 17. Entre las 17 y 21, podrán ser atendidos por sus dueños”.

En el día de ayer, el Gobierno Nacional dictó un decreto que delega a los municipios la facultad de controlar precios, sancionar a quienes incumplen y fiscalizar comercios.

En tal sentido, el secretario de gobierno, Adrián Jouglard, indicó que el Municipio ya venía trabajando en controles a través de la OMIC (Oficina Municipal de Información al Consumidor): “en caso de encontrar irregularidades, se intima a que se restablezcan dentro de los parámetros, la diferencia es que desde ahora las irregularidades serán giradas a la Secretaría de Comercio provincial”, explicó.

Jouglard señaló que ayer hubo 151 detenidos por violar el aislamiento y que se continúan los controles en la ciudad y en la periferia y accesos, “para evitar que exista la migración a los lugares turísticos por el fin de semana largo”.

Pablo Acrogliano, secretario de Salud, se refirió a dos nuevos casos positivos que corresponden a personal no profesional del complejo privado hospitalario y agregó que “hay dos personas más en estudio, 31 en aislamiento por contacto estrecho y 243 en preventivo”.

Por último, advirtió que durante la Semana Santa las unidades sanitarias van a permanecer cerradas y pidió que se utilice sólo el servicio telefónico 107 para urgencias.